Pese a la contracción de la producción bruta de electricidad en 2014, la asociada a recursos energéticos renovables ha registrado en conjunto un ligero incremento, que ha venido de la mano de los recursos solares termoeléctricos y e hidráulicos. El resto de tecnologías renovables han reducido ligeramente sus producciones eléctricas en mayor o menor medida. Globalmente, la generación eléctrica renovable ha incrementado su participación en la producción bruta de electricidad en algo más de medio punto porcentual con respecto a 2013, alcanzado en 2014 una cuota del 39,5%. Casi la mitad de la producción eléctrica bruta con recursos renovables ha sido generada con energía eólica, siendo la segunda tecnología de generación eléctrica en 2014, por delante de la producción de las instalaciones alimentadas por gas natural o carbón y solo ligeramente detrás de la tecnología nuclear. El resto de la cesta de producción eléctrica con recursos renovables lo completan las tecnologías hidraúlica, fotovoltaica, solar termoeléctrica, biomasa, biogás y las fracciones biodegradables de residuos sólidos urbanos.